OBRAS

"LA IMAGINACIÓN DEL FUTURO"

 
Dirección: Marco Layera
Asistente de Direccion: Nicolás Herrera
Dramaturgia: La Re-sentida
Elenco: Carolina Palacios, Pedro Muñoz, Benjamín Westfall, Nicolás Herrera, Alejandro Goic, Carolina de la Maza, Benjamín Cortés, Diego Acuña.
Diseño Integral: Pablo de la Fuente
Instrucción Vocal: Ema Pinto
Instrucción Corporal: Paula Scur, Felipe Vera
Producción: La Re-sentida
Estreno: 2013



Un grupo de modernos Ministros de Estado intentan asesorar al presidente Salvador Allende en sus últimos días y salvar su gobierno, ¿Podrán torcer la historia? ¿Podrán evitar los 17 años de dictadura que se avecinan y cuyas consecuencias arrastramos hasta hoy? A partir de esta situación ficticia iremos revisando y confrontando diversos hitos que nos revelarán la clase política y la violencia ha caracterizado a nuestro país.
"La imaginación del futuro" no es un fiel relato histórico ya conocido por todos, sino una ficción libre, desfachatada e insolente, basada en hechos que han marcado nuestra identidad política.
Un 3 de noviembre de 1970 asume la presidencia de Chile Salvador Allende, iniciando con esto un proceso revolucionario nunca antes visto que pretendía acceder al socialismo a través de una vía pacífica y democrática, esta hito marca un destino difícil y completamente nuevo para nuestro país y que contemplará un golpe militar, 17 años de dictadura y un actual proceso de “transición a la democracia”.
En estos últimos años de “transición a la democracia” hemos sido testigos de grandes movilizaciones sociales, el hecho de que miles de chilenos hayan salido a las calles a expresar su descontento y a exigir cambios profundos en el sistema, era “algo” bastante inusual en la vida cotidiana de un país que se jactaba de una estabilidad política ejemplar y en donde las marchas y protestas se reducían a recuerdos de dictadura.
Sin duda que el motor de estas aspiraciones son los jóvenes, aquella generación que nació alrededor de los años ’80 y creció en los ’90 bajo un contexto en donde el debate social estaba adormecido, producto de las transacciones y consensos políticos realizados por las generaciones pasadas y de las cual los jóvenes no se pueden hacer cargo.
Estudiantes, ambientalistas, mapuches y minorías sexuales son partes de un movimiento social que ha despertado y del cual emergen los verdaderos matices de nuestra sociedad, no sabemos si este movimiento será solo una efervescencia pasajera o el origen de un cambio social profundo, lo que sí es indiscutible es que estamos frente ante un renovado ideario generacional que pretende ser constructor de nuevas realidades, un remezón al statu quo imperante en nuestro país que deja entrever la actual transformación de la sociedad chilena.
La irrupción de este movimiento social nos remite a muchas interrogantes sobre nuestro pasado y nuestro futuro, sobre quiénes somos y queremos ser, creemos que la comprensión de nuestro presente requiere de una revisión crítica de los hechos que han determinado la identidad política de nuestro país, nuestra generación reclama una revisión contemporánea y provocadora de ellos, y creemos que esta sólo puede provenir del planteamiento de nuevas interrogantes.




Texto en preparación